Seleccionar página

EL BARRIO DE SAN BASILIO Y SUS PATIOS

En nuestra sección «Hoy Visitamos»: El barrio de San Basilio y sus patios

El Tour guiado a San Basilio y sus patios son una de las muchas cosas qué ver en Córdoba. Por eso, en nuestra sección HOY VISITAMOS nos adentramos en este barrio de Córdoba. Lo más importante es saber qué vamos a ver y cómo va a ser nuestro recorrido. Es una ruta por esta zona de Córdoba a pie cómoda y fácil, que nos llevará una hora aproximadamente. Hemos creado un mapa con una serie de marcadores, que nos indican todas las paradas importantes que tiene esta visita guiada, con una pequeña leyenda así como una fotografía, para facilitar su identificación.

https://drive.google.com/open?id=12kQCrwb-n1Jz3kTxSGx8urSo9oa5UVBp&usp=sharing

Cuando pasamos por el arco de las Caballerizas Reales y nos adentramos en San Basilio, lo primero que se puede palmar es el orgullo de sus vecinos hacia su barrio, su peculiar estilo de vida y sus murallas, que hacen de este espacio un pequeño pueblo dentro de la ciudad. El origen del recinto amurallado estuvo en el Castillo de la Judería y el recinto del Alcázar Viejo. Estas dos construcciones fueron levantadas durante la baja Edad Media, cuando la ciudad comenzó a expandirse. La muralla del siglo XIV fue mandada edificar por don Lope Gutiérrez entre 1369 y 1389 sobre los restos de las murallas de época almorávide y romana.

El castillo de la Judería era un espacio cuadrangular situado entre la Medina, el Alcázar de los Reyes Cristianos y el Alcázar Viejo. Las calles que ocupaban eran las actuales calle Judíos, la plaza de Tibiriades, calle de las Bulas y el antiguo hospital del Cardenal Salazar. Las murallas más occidentales se corresponden con la torre de Belén, el lienzo de muralla conocido como Torreón de la muralla –la esquina frente a la entrada al Alcázar de los Reyes Cristianos, de planta cuadrada, construido con sillería de piedra caliza y aparejo a soga y tizón, integrado en la vivienda particular que está adosada a él- que comparte con el Alcázar Viejo y el lienzo norte, donde hoy está el Mercado de los Santos Mártires. Y el Alcázar Viejo también era otro recinto amurallado, que limitaba al sur con el Alcázar de los Reyes Cristianos –podemos ver la muralla en la calle Postrera-, el castillo de la Judería y la muralla de la Huerta del Alcázar, que acaba en la Puerta de Sevilla. Este lugar se hallaba sin repoblar y en 1399, el concejo municipal solicitó al rey su ocupación. El rey aceptó la propuesta y se establecieron aquí los ballesteros con sus familias, que obtuvieron algunos privilegios especiales a cambio de defender este espacio.

El barrio se estructura en tres calles principales: Postrera, de En medio y San Basilio, más o menos paralelas entre sí, rectas y tan sólo con una calle al final trasversal, la calle Puerta de Sevilla y la calle San Bartolomé que rodea a San Basilio por su cara norte. Es por lo tanto el único espacio reconocido de la ciudad de Córdoba como medieval tardío cristiano, totalmente diferente al islámico. A pesar de tratarse de un urbanismo medieval, las viviendas van a conservar muchos rasgos árabes, como el patio, que ha hecho que este barrio sea mundialmente conocido por ellos.

Escultura del abuelo y el niño

En la plaza que hay tras el arco de las Caballerizas Reales, se sitúa a la derecha la Torre de Belén, de planta cuadrada, con 7,4 metros de lado, y construida con aparejo de sillares de piedra caliza formado por una soga y dos tizones. El acceso, en recodo, se hacía por medio de dos puertas que formaban un ángulo recto. La puerta exterior (al norte) tiene forma de arco de herradura apuntado. La puerta interior (al este) es la única que actualmente da paso a la planta baja, que fue convertida en ermita (por ello, se le llamó también Torre de las Imágenes o Torre de San Benito). La torre consta de dos plantas cubiertas por bóveda de ladrillo en forma de casquete semiesférico. En la segunda planta se encuentran los accesos a los caminos de ronda de la muralla (al norte y al sur, por medio de arcos de medio punto), y los tres vanos cubiertos por arcos de medio punto en el muro de levante, donde se encontraban, en su día, las campanas de la ermita. Sobre la construcción de esta torre existen dos teorías: una de ellas defiende su procedencia almohade (siglo XII), mientras que otros la sitúan algo después, ya en época cristiana. En el interior destaca su retablo barroco, que se haya algo deteriorado y que tiene un relieve de la Adoración de los Reyes.

Patio en Martín de Roa

La vivienda situada junto a la Torre de Belén nos dará la bienvenida a la ruta de Patios de San Basilio. Una ruta compuesta por 5 patios, el ya mencionado junto a la Torre de Belén, el de la Calle Martín de Roa nº 7, la calle Postrera nº 28, la calle Duartas nº 2 y la calle La Barrera nº 1, al que añadiremos el de la Sede de la Asociación de los Patios que es de libre acceso. Pero no sólo visitaremos los patios, sino que lo completaremos con un acercamiento a la historia del concurso hasta que fueron nombrados en 2012 Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO. Es la mejor manera de comprender su evolución y las características no sólo estructurales, sino también humanas, que los hicieron merecedores de dicho galardón. Los visitantes acabarán distinguiendo entre patios de arquitectura antigua o tradicionales y moderna o renovados, así como las singularidades de cada uno, que los hacen únicos e irrepetibles.

Patio en San Basilio

La visita se completa con un recorrido por las características del lugar, la Torre de Belén o la Puerta de Sevilla, son elementos arquitectónicos que van unidos con el lugar y cuya historia también debe ser conocida, así como las Caballerizas Reales. Sí quieres conocer estos patios, ven con DeArte y te haremos este recorrido. El horario disponible es V-S-D y L, a las 10:00, a las 12:00 y a las 17:30. El precio incluye la entrada a los patios y es de 12,00€. Los niños tendrán descuento dependiendo de la edad. Existen precios especiales para grupos organizados, asociaciones, centros escolares, visitas privadas y personalizadas.